Carlos Moro, fundador y presidente de Bodegas Familiares Matarromera :: CaraAcara

CLUB DE CATAS DE EL NORTE DE CASTILLA

Los invitados del Club de Catas degustarán los vinos más exclusivos de Carlos Moro

N. CABALLERO
20/11/2017
Los invitados del Cluib de Catas de El Norte de Castilla asistirán mañana a una cita muy especial porque los invitados podrán degustar cinco de los vinos más personales del viticultor, enólogo y bodeguero Carlos Moro. La cata tendrá lugar este martes, 21 de noviembre, a las 20:00 horas, en el hotel Palacio de Santa Ana, situado entre Valladolid y Arroyo de la Encomienda. Estos vinos de pago o de finca reflejan la excelencia enológica y la pasión por el terruño del bodeguero.
 
 
Se catarán cinco vinos, el blanco de verdejo fermentado en barrica CM Finca Las Marcas 2016, de la Denominación de Origen Rueda; y cuatro tintos de la variedad tempranillo con distintas crianzas de la Denominación de Origen Calificada Rioja, en concreto Oinoz Crianza 2014, CM 2015, Oinoz by Claude Gros 2014 y CM Prestigio 2015.


Carlos Moro, fundador y presidente de Bodegas Familiares Matarromera, está vinculado a la tierra y la viña desde sus orígenes. Su abuelo Ursicino Moro fue agricultor, viticultor y bodeguero de Valbuena de Duero, en Valladolid. Después de una amplia formación como ingeniero agrónomo y enólogo y de una dilatada experiencia en Madrid, regresó a s su tierra para crear el que es hoy uno de los grupos bodegueros más importantes de Castilla y León y de España.


Su primer proyecto fue Matarromera en plena milla de oro de la Ribera del Duero en 1988. Después llegaron otras seis bodegas: Valdelosfrailes en la DO Cigales (1998); Rento en Olivares de Duero (2000) y Emina Ribera del Duero (2005), en Valbuena; Emina Rueda (2007), en la DO Rueda, y Cyan en la DO Toro.


En 2014 decidió adentrase en la Denominación de Origen Calificada Rioja con una bodega que lleva su nombre, Carlos Moro, por elección de los trabajadores. La bodega situada en San Vicente de la Sonsierra cuenta con un calado subterráneo de 1.200 metros cuadrados con capacidad para más de 2.000 barricas, que permiten llevar a cabo la crianza de los vinos de una manera natural y homogénea a lo largo de todo el año, ya que se dan las condiciones óptimas de temperatura y humedad, sin depender de equipos de frío ni climatización.

El primer vino que se catará el próximo martes será el blanco de la variedad verdejo fermentado en barrica CM Finca Las Marcas 2016 (DO Rueda), que explicará Alberto Gómez, enólogo de la bodega Emina Rueda.


A continuación, será el enólogo de Bodegas Carlos Moro, Ignacio Peral, quien dirigirá la cata de cuatro tintos de la Denominación Calificada Rioja: Oinoz Crianza 2014, CM 2015, Oinoz by Claude Gros 2014 y CM Prestigio 2015. Todos ellos son de la variedad tempranillo, casta reina en la DO Ribera del Duero.


En este caso, los invitados podrán apreciar unos vinos con menos cuerpo y estructura, pero más elegantes, aromáticos y frescos, según adelantó Ignacio Peral, frente a los tintos ribereños más estructurados. Con 12 meses de barrica, Oinoz Crianza 2014 y CM by Carlos Moro 2015, proceden de viñedos calcáreos y frescos de entre 25 y 80 años de San Vicente de la Sonsierra, de limitadas producciones y uvas de pequeños tamaño. Oinoz by Claude Gros 2014 y CM Prestigio by Carlos Moro 2015, permanecen 18 meses en barrica nueva de roble francés (80%) y americano (20%), de viñedos plantados en Labastida en espaldera, de entre 35 y 80 años.


Carlos Moro lleva firmando sus vinos más personales desde el siglo pasado. Son vinos que llevan su nombre y que el propio Carlos Moro define como «selecciones especiales que expresan particularidades únicas» de las mejores comarcas vitivinícolas en las que está presente. Son vinos de autor, que pertenecen a colecciones muy exclusivas, y que son elaborados con uvas de parcelas seleccionadas cuidadosamente, con producciones muy limitadas, en cada una de las denominaciones de origen. Los invitados van a poder catar cinco de estos grandes vinos.


 
Los vinos de la cata


CM Finca Las Marcas 2016 (DO Rueda)

Variedades. Verdejo.
Notas de cata.  Amarillo paja pálido con ribetes verdosos. Aromas tropicales de maracuyá y mango, anisados, herbáceos y a flores blancas, muy equilibrados con los de clavo, tofe y madera de cedro de la barrica. Muy elegante y aterciopelado en boca, con una viva acidez que lo hace fresco. Final largo, fresco, vivo y muy equilibrado. Un vino franco y elegante y de gran complejidad sensorial. 

Oinoz Crianza 2014 (Denominación de Origen Calificada Rioja)

Variedades. Tempranillo.
Notas de cata.  Color cardenal oscuro con tonos violáceos. Aromas de fruta roja fresca, como frambuesa y zarzamora y toques florales de violeta y sutiles mentolados, especiados de pimienta blanca, regaliz de palo. Boca amplia, elegante y suave, con buena acidez que surge tras las sensaciones frutales y de tostados de la crianza en madera, con una agradable y larga sensación final.

CM by Carlos Moro 2015 (DOCa Rioja)

Variedades. Tempranillo.
Notas de cata.  Un vino de intensidad alta. De color rojo picota intenso y brillante, con una buena estructura y un gran equilibrio, muy sabroso y con largo retrogusto. Esta cosecha fue calificada como ‘muy buena’ en la Denominación de Origen Calificada Rioja. El vino realiza la fermentación maloláctica en barricas de roble francés (65%) y americano, donde permanece durante 12 meses.


Oinoz by Claude Gros 2014 (DOCa Rioja)

Variedades. Tempranillo.
Notas de cata.  Capa cubierta y viva, color cardenal oscuro con tonos amoratados, limpio y brillante. Intenso, elegante y muy complejo, con aromas de fruta roja madura (zarzamora y grosella), sutiles toques de frutos negros (arándano y mirtillo), con fondo mineral, en equilibrio con los aromas terciarios de la crianza en barrica. Esqueleto de taninos dulces que dan nervio y frescura.


CM Prestigio by Carlos Moro 2015 (DOCa Rioja)

Variedades. Tempranillo.
Notas de cata.  Vino de una gran e intensa capa de color picota oscuro y brillante con un gran potencial aromático, muy complejo y voluptuoso y un complejo sabor, largo y persistente. El vino permanece 18 meses en barricas de roble francés (80%) y americano de las mejores tonelerías del mercado y un mínimo de 12 meses en botella antes de salir al mercado, al igual que el vino anterior.
 
NOTICIAS RELACIONADAS